J. A. G. Un año después de que la empresa Eptisa concluyese el estudio de alternativas para la prevención y gestión fluvial de la cuenca del río Eria, las tres opciones propuestas siguen siendo objeto de consultas previas a la Evaluación de Impacto Ambiental, según confirmó ayer la Confederación Hidrográfica del Duero.
El proceso aún consumirá tiempo antes de que se redacte un proyecto definitivo, para el que la Confederación mantiene sin embargo partida presupuestaria en 2009. Una vez que las consultas y las alegaciones se acaben de recoger el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino tendrá que pronunciarse sobre la Evaluación de Impacto Ambiental. Sólo entonces se conocerá la decisión definitiva de regulación y podrá encargarse la redacción del proyecto.
Los ayuntamientos ribereños del Eria, tanto en León como en Zamora, aseguraron ayer desconocer cuál es la previsión del Gobierno sobre la regulación del río Eria. Los consistorios de Truchas, Castrocontrigo, y Castrocalbón, en la provincia leonesa, y Morales de Rey en la comarca, aseguraron a este periódico que no han recibido en ningún momento información sobre el proyecto ni han sido tampoco objeto de consulta.
El 15 de febrero de 2088 finalizó la redacción del estudio de alternativas para la prevención y gestión fluvial de la cuenca del río Eria. Su principal objetivo era evaluar las alternativas más adecuadas para la gestión fluvial de este río, mejorando la defensa ante las avenidas, asegurando un caudal permanente en el río y aumentando la garantía del actual regadío.
Las actuaciones planteadas pueden ser de tres tipos: embalses, con mayor o menor volumen, balsas de regulación para avenidas y balsas de almacenamiento para tender demandas; a esto se unirían defensas de más o menos longitud y altura como actuaciones complementarias. Las tres alternativas que contemplan el embalse varían según la capacidad considerada (de 19,7 a 27,6 hectómetros cúbicos); el proyecto inicial contemplaba un embalse de 51 hectómetros cúbicos. Las otras alternativas contemplan, la primera de ellas, la construcción de tres balsas de almacenamiento con capacidad total de 7,81 hectómetros cúbicos y 2 de laminación de 4,5 hectómetros cúbicos, y la segunda 3 balsas de almacenamiento con capacidad global para 7,81 hectómetros cúbicos. Dado el interés medio ambiental de la zona, las alternativas recogidas en este estudio, fueron sometidas desde entonces a consultas medio ambientales previas a la Evaluación de Impacto Ambiental.

Alto y “atascado” en algunos tramos por la vegetación
Los municipios ribereños del Eria no temen que se puedan producir inundaciones. En La Cabrera hay nieve, pero el río fluye «con normalidad y con poca agua», según confirmaron ayer en Truchas y en el curso medio del cauce. En Morales de Rey, antes de desembocar en el Órbigo, el río baja alto desde la pasada semana, pero el Ayuntamiento cree que no hay riesgo inminente de avenidas. Sin embargo en algunos tramos, el Eria se acumula vegetación por efecto del arrastre. En la imagen, vecinos de la localidad, en un puente sobre el río.

La Opinión de Zamora

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.