El deficiente mantenimiento de las calles de la ciudad ha provocado un aumento exponencial de este tipo de demandas por parte de los zamoranos

El Grupo Popular reclama al equipo de gobierno un mayor esfuerzo inversor para que los accidentes generados por el mal estado de las aceras no siga aumentando

Víctor López de la Parte lamenta la falta de compromiso con la conservación de la ciudad por parte del bipartito y cuyas consecuencias son sufridas por los vecinos

Los datos no dejan lugar a las dudas, explica el viceportavoz popular Víctor López de la Parte. De 2015 a 2016 las reclamaciones efectuadas al Ayuntamiento de la capital aumentaron un 65%, pasando de las 23 demandas registradas en el año 2015 a las 38 del pasado año. Es decir, un crecimiento preocupante y que deja en muy mal lugar la gestión que Francisco Guarido y su equipo realizan en torno a este apartado.

Y es que, ha manifestado López de la Parte, el alcalde reclama de manera insistente a otras administraciones que arregle las aceras en mal estado, tal es el caso de Cardenal Cisneros, mientras se olvida de manera flagrante y desvergonzada de cómo se encuentran otros puntos de la ciudad que son de su única competencia y de su total responsabilidad.

Los datos a los que ha tenido acceso el Grupo Popular, además, certifican que este aumento exponencial en el número de reclamaciones al Ayuntamiento por caídas provocadas por el mal estado de las aceras y otras vías públicas se ha producido en diversos puntos de la capital, por lo que no se trata de una situación puntual achacable a una única zona sino que, por el contrario, ésta se repite por desgracia a lo largo de toda Zamora.

El viceportavoz popular ha insistido en que ya desde este Grupo Municipal se ha venido reclamando un mayor esfuerzo inversor por parte del equipo de gobierno en cuando a mantenimiento, acondicionamiento y adecentamiento de las vías de la ciudad. Sin embargo, ha continuado López de la Parte, lejos de alcanzar soluciones en este sentido, la ciudad se encuentra cada día más abandonada y más deteriorada. Una percepción, por cierto, cada vez más compartida por los vecinos de Zamora tanto del centro de la capital como de cualquier barrio.

Guarido, además, no cesa de repetir que es el Gobierno de España quien no le permite invertir los remanentes positivos en la ciudad, sin embargo, hay que recordar que de los proyectos anunciados durante el año 2016 por el alcalde con grandes titulares, asfaltado, pistas deportivas, caminos rurales etcétera, ninguno de ellos vio la luz y los ha pospuesto, como mal estudiante, para el curso siguiente.

Por eso, desde el Grupo Municipal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Zamora se vuelve a solicitar al equipo de gobierno que deje lanzar balones fuera, se ponga a trabajar en inversiones reales y que reinvierta los remanentes positivos en un macroproyecto de mejora de baldosas y aceras de la ciudad, en lugar de pagar por adelantado la amortización de préstamos pendientes del Consistorio y que únicamente beneficia a las entidades financieras.

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.