Fey y Poehler, en su segundo año seguido al frente de la ceremonia de premios, arrancaron con una dosis de fina ironía dedicada al ausente George Clooney y su papel en la cinta de ciencia ficción Gravity.

Es la historia de cómo Clooney se perdería en el espacio antes que pasar un minuto más con una mujer de su edad, fue el comentario que provocó las risas de los espectadores que …

No hay comentarios