La consejera de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, María Jesús Ruiz, presentó hoy el balance del Plan de Recuperación del Oso Pardo Cantábrico que se desarrolla en la Comunidad Autónoma desde el año 1990. Según aseguró, tras 18 años se ha logrado un repunte de la especie, tanto en la población oriental localizada entre la Montaña Palentina y León, como en la occidental de León, donde “se ha pasado a duplicar las cantidades que existían”. Así, el número de osos pardos cantábricos se sitúa entre los 105 y los 130 ejemplares en toda la Cordillera Cantábrica en el momento actual.

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.