La medida, según han explicado en una nota de prensa remitida desde la Comisaría, se establece por periodo de tiempo de mes y medio y una multa de 4.000 euros, tras la Resolución dictada al efecto por la Subdelegación de Gobierno, por su presunta implicación en el tráfico y consumo de sustancias estupefacientes.

 

Este establecimiento ya fue clausurado, por hechos similares, durante un mes en diciembre del año 2011 y le fue impuesta una multa de 1.500 euros.

No hay comentarios