El Consejo de Administración de Sepes acordó adjudicar a la firma francesa Decathlon una parcela de 13.753 metros cuadrados en el Parque Empresarial La Hiniesta Ampliación, en Zamora.

   La empresa de equipamiento deportivo Decathlon eligió La Hiniesta Ampliación para llevar a cabo su instalación en Zamora por la situación estratégica de esta actuación, según informaron desde la subdelegación de Gobierno.

   La Entidad Estatal de Suelo, organismo dependiente del Ministerio de Vivienda, dotó a La Hiniesta Ampliación de unas instalaciones que la empresa francesa ha considerado idóneas por cumplir con todos los requisitos necesarios para su implantación.

   Son más de 30 los empresarios que ya han adquirido suelo en esta actuación industrial, lo que, junto a la iniciativa de Decathlon, supondrá la consolidación definitiva de este importante proyecto para la ciudad y la provincia.

   En opinión del director gerente de Sepes, Rafael Zorrilla, “esperamos que, después del intenso trabajo de reactivación que hemos desarrollado en los últimos meses, éste sea el espaldarazo definitivo para que La Hiniesta Ampliación se convierta en la locomotora económica de toda la comarca”.

CONSOLIDACIÓN.

   Sepes ha invertido en la urbanización de este ámbito de 40 hectáreas 12,5 millones de euros, obras que han generado casi 210.000 metros cuadrados de suelo industrial y terciario, que podrán acoger a más de 70 empresas.

   A fecha de hoy, ya sólo existe suelo disponible para industria media y aislada, ya que está completamente vendida toda la oferta de suelo para industria adosada. Sepes espera iniciar en los próximos meses una segunda fase de comercialización de este tipo de parcelas dado que la demanda ha superado las expectativas.

  Además de las buenas calidades de los equipamientos, La Hiniesta cuenta con unas comunicaciones inmejorables, ya que se encuentra junto al casco urbano de Zamora y conecta con la N-630 a través de dos amplias rotondas.

   El Parque Empresarial cuenta ya con suministro de energía eléctrica y las instalaciones han sido recibidas por Iberdrola, compañía que tiene en marcha la construcción de una nueva subestación eléctrica que garantizará potencia suficiente en el caso de que se instalen en la zona industrias demandantes de gran potencia eléctrica.

   Esta instalación, que tendrá un coste de 4.529.000 euros, será financiada por Sepes y dará servicio también a otras actuaciones de la zona.

   Además, Sepes planteó la constitución de la Entidad Urbanística de Conservación al objeto de facilitar la colaboración de los propietarios con las tareas de mantenimiento del polígono

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.