La Plataforma de Interoperabilidad de la Junta de Castilla y León ha sido galardonada con el Premio iG 2.0 al mejor proyecto europeo en interoperabilidad en el Congreso ESIIG2 “Segunda Cumbre de Interoperabilidad en la eAdministración” que se está celebrando en Roma. La interoperabilidad es uno de los pilares básicos para la prestación telemática de servicios de calidad a ciudadanos y empresas.  La Plataforma de Interoperabilidad de la Junta de Castilla y León se plantea como una iniciativa estratégica para facilitar el suministro de servicios y el intercambio de información de una forma normalizada, eficiente, fácil y segura.

La Segunda Cumbre de Interoperabilidad en la eAdministración, lugar de encuentro entre representantes de la Comisión Europea, de las administraciones  nacionales, regionales, del sector académico y agentes relevantes del sector de las Tecnologías de las Información y las Comunicaciones, tiene entre sus objetivos promover la interoperabilidad como elemento esencial para el desarrollo de la eAdministración entre las regiones europeas, analizar su estado en Europa y los mejores procedimientos regionales e implicar a todos los grupos de interés internacionales, nacionales y europeos en el tema de la interoperabilidad para establecer las nuevas prioridades y al mismo tiempo realizar servicios electrónicos más eficientes e innovadores.

En este contexto se sitúa el Premio iG 2.0 al mejor proyecto europeo en relación con la interoperabilidad y en el que la Plataforma de Interoperabilidad de la Junta de Castilla y León ha obtenido el galardón. A través de la implantación de la Plataforma de Interoperabilidad de la Junta de Castilla y León se pretende impulsar el uso de servicios de carácter interadministrativo y fomentar el intercambio de información entre los distintos agentes implicados.

El proyecto elaborado por la Consejería de Administración Autonómica hace referencia a que la Junta de Castilla y León, como vía para lograr sus objetivos en materia de innovación y modernización administrativa, afronta la creación de un marco de interoperabilidad regional, contemplando también la extensión de dicho marco para formar parte de un modelo superior de interoperabilidad de carácter nacional, europeo e internacional que permita alcanzar una plena interrelación administrativa y que ayude a satisfacer las necesidades de ciudadanos y empresas.

Las peculiaridades en la extensión de Castilla y León hacen que sea una tarea compleja la de interconectar los sistemas de sus ayuntamientos y diputaciones. Por ello se ha buscado una solución basada en estricto uso de estándares abiertos y que se apoye fundamentalmente en el uso de los Servicios Web de modo que cualquiera que quiera hacer uso de la funcionalidad o información ofrecida lo pueda realizar con todas las garantías jurídicas y de seguridad independientemente de la tecnología utilizada.

“CASTILLA Y LEÓN, UN MODELO DE INTEROPERABILIDAD”

La Ley 11/2007, de acceso electrónico de los ciudadanos a los Servicios Públicos, hace hincapié en los principios de cooperación y  neutralidad tecnológica mencionando la necesidad de que cada administración facilite el acceso de las restantes administraciones a los datos de los interesados con las máximas garantías de seguridad, integridad y disponibilidad. En este sentido, la Ley impulsa el uso de técnicas informáticas con el fin de asegurar un adecuado nivel de interoperabilidad entre administraciones.

Destacar que con la Plataforma de Interoperabilidad se logrará que todos los servicios sean ofrecidos a través de una plataforma común, que permitirá ofrecer y consumir servicios de una forma centralizada, normalizada, segura y gestionable basada en estándares de interoperabilidad (WS-I) y de seguridad (WS-Security). Esta Plataforma servirá para proveer los servicios ofrecidos por la Unión Europea, la Administración General del Estado y la Junta de Castilla y León de una forma centralizada y transparente para los consumidores finales independientemente de su ubicación.

La Plataforma de Interoperabilidad pretende ser la piedra angular sobre la que se apoye el modelo de interoperabilidad regional de Castilla y León y, a su vez, el punto de interconexión con los entes administrativos superiores nacionales, europeos e internacionales.

No hay comentarios