La Feria del Ajo del Zamora, que se incluye en el programa de las Ferias y Fiestas de San Pedro,  contará este año con 351 puestos, una cifra que supera en 14 casetas a la del pasado año gracias a la buena cosecha, y donde habrá vendedores procedentes de Bajadoz, Salamanca y de la provincia zamorana.

   En la mañana de hoy se realizó el sorteo de puestos en las oficinas de Caja Rural en Zamora para conocer el orden en el que se colocarán los vendedores, y la primera caseta recayó en el número 73, cuyo propietario es Hermenegildo Rodríguez Rodríguez, de la localidad zamorana de Venialbo.

   Desde Caja Rural, organizadora de esta actividad, explicaron que en esta edición habrá cuatro puestos de Badajoz, uno de Salamanca y 346 de Zamora, siendo la mayoría de las casetas de La Bóveda con 56, Fuentesaúco (57), Villabuena del Puente (33), Cuelgamures (32), Fuentelapeña (27), El Maderal (25), Fuentespreadas (22), y San Miguel de la Ribera y la capital con 14 casetas, mientras que el resto de municipios tendrán menos de diez.

   Un año más, la Feria del Ajo se instalará en la Avenida Tres Cruces, donde se colocarán  cenadores en los laterales y sombrillas en la zona central para proteger del sol a los comerciantes, y también habrá tiempo para las actuaciones de música tradicional de grupos locales durante la celebración en varias sesiones diarias.

   La Feria se inaugurará el día 27 de junio a las 12.30 horas y, aunque la cláusula oficial será el 28 a las 13.00, los puestos podrán seguir instalados durante toda la jornada del 29, Día Grande de las fiestas.

   Un año más también habrá un total de 15 reconocimientos para las mejores ristras de ajos con premios en metálico que irán desde los 200 a los 60 euros, y para los montones de ajos habrá 6 galardones con cheques de 240 euros para el mejor hasta 50 euros para el sexto clasificado.

   Durante esta presentación y el sorteo de puestos estuvieron presentes representantes de las principales organizaciones agrarias; Aurelio González, de UPA, Amelia Rodríguez, de COAG y Leo Sánchez, de ASAJA, que confirmaron la buena cosecha que se tendrá este año.

   “Ha sido un año bueno para los ajos, y eso se ve en el aumento del número de puestos en la feria, aunque también hay que añadir el producto que se vende directamente por parte de los agricultores”, explicó desde UPA Aurelio González.

   Asimismo, recordó que este año los ajos son de secanos ya  que no ha hecho falta utilizar los sistemas de riego por las lluvias, e insistió en que la calidad también será óptima aunque “esperamos que no nos veamos afectados por la importación de productos chinos, que no tiene  comparación en el sabor”.

PRECIO.

   Un año más, volvieron a insistir en los métodos de mantenimiento del producto y recordaron que deben situarse en un lugar “fresco y seco y donde estén aireados”, mientras que aseguraron que no deben colocarse en las terrazas, tal y como hacen muchos consumidores, “porque el sol los estropea”.

   En cuanto a los precios, no supieron concretar cómo serán en esta ocasión, pero indicaron que las previsiones apuntan que será parecido al del pasado año, aunque dependerá de la calidad y tamaño.

   En esta muestra se podrán adquirir los ajos blancos tradicionales y también los morados que han sido demandados en los últimos tiempos, y se espera que haya alrededor de 700.000 kilos en esta feria, aunque la cosecha global de ajos duplica esta cifra en la provincia de Zamora.

   “Los ajos en la comarca de La Guareña (Zamora) siempre han sido un complemento para los agricultores, pero hay familias que necesitan varios puestos porque tienen mucha cantidad”, indicaron, mientras ponían como ejemplo que en algunos caos necesitan siete casetas.

  En cuanto a las quejas de los comerciantes volvieron a estar centradas en los puestos, ya que hay ajeros que ven inconvenientes en la zona central de la Avenida, aunque desde la organización recordaron que es el mejor sitio.

   Por último, desde UPA aseguraron que una de sus principales reivindicaciones es que se haga una mayor promoción por parte del Ayuntamiento de Zamora, ya que “se debería aprovechar este espíritu de tradición que existe”, de una feria cuya primera referencia se sitúa en el año 1893 en el barrio de La Horta, de la capital.

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.