El consejero de la Presidencia y portavoz de la Junta de Castilla y León, José Antonio de Santiago-Juárez, y la consejera de Hacienda, Pilar del Olmo Moro, han animado hoy a los portavoces del Grupo Parlamentario Popular y del Grupo Mixto a pensar “en clave de Comunidad” para conseguir un acuerdo en torno a las siete prioridades presupuestarias que el presidente Herrera planteó en el debate de política general.

De Santiago-Juárez y Del Olmo han valorado la “voluntad de acuerdo” que le han trasladado tanto Carlos Fernández Carriedo como Joaquín Otero con quienes han repasado el “escenario general” al que se enfrenta la Junta de Castilla y León a la hora de elaborar los Presupuestos Generales de la Comunidad para el ejercicio de 2011.

En este sentido, han recordado que la confección de las cuentas regionales para el año próximo será “especialmente complicada” por la “errática” política económica del Gobierno de la nación, por ejemplo, en la adopción de algunas medidas de recorte del déficit público que suponen un “perjuicio evidente” para millones de ciudadanos así como un “duro varapalo” a las economías de las autonomías que son las encargadas de prestar los servicios esenciales como la educación, la sanidad o los servicios sociales.

El consejero y portavoz ha explicado que, pese a esos recortes impuestos por el Ejecutivo central, la Junta de Castilla y León, a través de su presidente, ya ha señalado que mantendrá también en 2011 su apuesta por las políticas sociales a las que viene dedicando “dos de cada tres euros” de los presupuestos. Esta “complicada” coyuntura hace, según ha indicado Del Olmo, “más necesario que nunca” que los grupos políticos representados en las Cortes de Castilla y León piensen “en lo mejor para Castilla y León”.

Asimismo, han insistido en que la voluntad del Gobierno autonómico por conseguir un acuerdo es “firme” y han recalcado que frente a quienes hacen del pacto “un recurso dialéctico”, el Gobierno castellano y leonés apuesta por la “seriedad” y el “compromiso con el mejor futuro para la Comunidad”.

Este proceso de diálogo iniciado hoy debe estar culminado antes de que acabe este mes de julio ya que la confección de las cuentas para el año próximo “así lo exige”.

Oferta de pacto

La oferta de pacto realizada por el presidente Herrera durante el debate de política general se asienta en seis grandes ejes. En primer lugar, no subir los impuestos, mantener los beneficios fiscales e incorporar los nuevos que incluye la Agenda para la Población previstos para 2011.

Además, propuso ajustar el gasto público a los ingresos y afrontar el debate de la sostenibilidad de los grandes servicios públicos para fijar una posición de Comunidad, sobre todo en lo que atañe a la sanidad. En materia de financiación empresarial se propone cambiar la filosofía de las ayudas públicas a los proyectos empresariales de modo que se pueda pasar del modelo “a fondo perdido” a las ayudas “reembolsables”.

También se quiere fijar una posición autonómica para la financiación europea a partir de cuatro parámetros: el futuro de la Política Agrícola Común, el apoyo al carbón autóctono, el desarrollo del coche eléctrico en Castilla y León, y el futuro de la política de cohesión.

El sexto eje supone concentrar los recursos disponibles hacia siete prioridades: el apoyo al empleo; la competitividad e innovación empresarial, con el compromiso de destinar el 3% del presupuesto a la I+D+i; las infraestructuras productivas, manteniendo las ya licitadas que no serán paralizadas; los grandes servicios públicos: la sanidad supondrá el 35% de los presupuestos de 2011, se incrementarán los recursos en educación primaria, secundaria y FP, se aumentarán las dotaciones para las personas dependientes y se dotará suficientemente la financiación de la Renta Garantizada de Ciudadanía; los jóvenes familias e inmigrantes a los que se dirige la Agenda para la Población verán como se desarrollan nuevas medidas de apoyo a lo largo de este ejercicio y del próximo; agricultura y ganadería, con el mantenimiento del Plan Integral para el Desarrollo Rural de Castilla y León 2007-2013; y, por último, entidades locales, que contarán con un Plan Extraordinario de Apoyo 2010-2011 dotado con 90 millones de euros para operaciones de gasto corriente y para generar empleo local.

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.