La Fundación Germán Sánchez Ruipérez, en colaboración con la empresa Conecta, ha realizado un estudio sobre los hábitos de lectura y compra de libros en Castilla y León en 2007. El estudio incluye también datos sobre el uso de las bibliotecas, la dotación de libros en el hogar y otros hábitos de consumo cultural de los castellanos y leoneses.

Según el informe, Castilla y León supera la media española en el rango de edad “mayores de 65 años”, población de gran peso demográfico dentro de la Comunidad. Este grupo está 6 puntos por encima de la media del país, con un 37,7% frente a 31,8% de España. También se producen diferencias favorables significativas con la media española en otras tres áreas recogidas en el estudio: entre las personas sin estudios o sólo estudios primarios (alrededor de 8 puntos por encima en Castilla y León); entre los parados (76,2% en Castilla y León y 53,0% en España); y en las poblaciones de 50.001 a 200.000 habitantes (64,7% en Castilla y León; 59,3% en España).

Además, los lectores castellanos y leoneses también superan la media española de libros leídos. Mientras la de Castilla y León es de 9,8 libros al año, la media de España se sitúa en 8,6. Entre los lectores frecuentes la media llega a 13 libros y el tiempo medio de lectura empleado es de 6,2 horas semanales. Este informe señala que más del 54% de la población de Castilla y León lee libros en su tiempo libre; cerca del 37% son lectores frecuentes (aquellos que manifiestan leer libros con una frecuencia al menos semanal) y un 17% se declaran lectores ocasionales (aquellos que manifiestan leer con una frecuencia mensual o trimestral). Gracias a las acciones incluidas en el Plan de Lectura, Castilla y León se coloca a tan sólo 2,5 puntos de la media española, situada en un 56,9%.

El motivo fundamental de lectura en la población castellana y leonesa, al igual que en la población española, es el entretenimiento (88,7% y 87,8%, respectivamente), pero respecto a España, se aprecia un descenso en los porcentajes de lectura por motivos de estudio (3,6% en Castilla y León; 6,8% en España). El único sector donde se obtienen porcentajes significativos de lectores por este motivo es en el de los jóvenes de 14 a 24 años con un 17,7%, aunque sigue siendo inferior del que se obtiene en España (24,8%).

Géneros, edades y localización

En los últimos años, los datos españoles muestran claras diferencias respecto al porcentaje de lectores en función de género a favor de las mujeres. En Castilla y León también se aprecian, ya que las mujeres son más lectoras en todas las variables estudiadas (5,3% más las mujeres), aunque los hombres las superan en número de libros leídos, 10,6 en el caso de los hombres y 9,2 en el de las mujeres. Por otro lado, las diferencias en el porcentaje de lectores según hábitat en el que viven que se aprecian en la población española en general (proporcional al tamaño de población) y en Castilla y León, con más de 20 puntos de diferencia entre los residentes en municipios de menos de 3.000 habitantes (40,0%) y los residentes en municipios de 200.001 a 500.000 (63,9%).

Gustos y compras

Los libros más leídos en Castilla y León, al igual que sucede en España, son literarios, y el último libro leído por el 82,2% de los entrevistados fue una novela o cuento. Entre los que leen este tipo de libros, las preferencias se dirigen a las obras de aventuras e históricas, mientras que las obras de terror, románticas, policíacas y de ciencia ficción / fantásticas son las que menos gustan.

Este estudio demuestra que la principal vía de acceso al libro, tanto en España como en Castilla y León, es la compra, ya que el 53,5% de los castellanos y leoneses compraron el último libro leído, mientras que al 19,4% se lo prestaron; se lo regalaron al 18,1% y lo pidió prestado en una biblioteca el 5,7%. En cuanto al lugar habitual de compra el 69,4% de los lectores se decide por las librerías, mientras que del resto de canales utilizados para la compra destacan el club de lectores, los hipermercados y los grandes almacenes. Además de libros, los castellanos y leoneses leen periódicos (79,2%), revistas (46,8%) y cómics (13,9%), en mayor proporción que la media de España (77,4%, 45,0% y 12,4%, respectivamente).

Otros hábitos culturales

A pesar de los buenos porcentajes de hábitos de lectura y motivación para llevarlos a cabo, parte de la población de Castilla y León considera no tener tiempo para leer. De hecho, según este estudio, la falta de tiempo es el principal motivo de la población castellana y leonesa para no leer o no leer con mayor frecuencia (48,3%), seguido de “porque no les gusta leer” (27,2%) y “prefiere emplear su tiempo en otros entretenimientos” (18,9%). Del resto de actividades realizadas por la población lectora de la Comunidad, destaca el uso de Internet con un 61,4%, frente al 45,6% de la población en general. La búsqueda de información y el uso del correo electrónico son los principales usos que se hacen de este medio, aunque también existe un importante porcentaje de lectores, 58,0%, que lee prensa y revistas a través de este medio y un 20,9% de lectores que se descargan literatura de Internet.

Por otro lado, este estudio deja claro que la lectura se encuentra entre las actividades preferidas por los castellano-leoneses, junto con la música, el cine, el deporte, la televisión e Internet.

Bibliotecas

Por último, cabe destacar que el 38,5% de la población castellana y leonesa y el 27,4% de la población española acudieron en el último año a una biblioteca, destacando en Castilla y León la población menor de 35 años, rango en el que se encuentran los mayores porcentajes de asistencia (60,0% de 14 a 24 años, y 54,8% de 25 a 34 años). La asistencia a bibliotecas es directamente proporcional al tamaño de población, siendo del 32,4% en municipios de menos de 3.000 habitantes, y de 41,7% en municipios de 200.001 a 500.000. Las razones de asistencia a bibliotecas son: tomar libros en préstamo (56,1%) y consultarlos en sus instalaciones (44,6%).

Ayudas editoriales de Castilla y León

Por tercer año consecutivo, dentro del Plan Libro Abierto 2008 y en la misma línea que marca el Plan de Lectura de Castilla y León 2006-2010, la Consejería de Cultura y Turismo realiza una convocatoria de ayudas para proyectos editoriales a las que podrán optar las editoriales de Castilla y León. La finalidad de estas ayudas es respaldar el trabajo de las editoriales de la Comunidad que se arriesgan sacando al mercado obras de calidad, valorándose a este respecto tanto el contenido como las trayectorias del autor y la editorial.

En la anterior convocatoria, el importe total de las ayudas fue de 26.600 euros y los proyectos seleccionados fueron un reflejo de la variedad del panorama editorial de Castilla y León: desde libros de poesía hasta traducciones de autores extranjeros, desde aforismos hasta narrativa, desde escritores ya consolidados hasta novelistas debutantes. Ediciones Hontanar, El Pasaje de las Letras, Tropismos, Gran Vía, Editorial Dossoles, Menoscuarto, Cálamo y Editorial Difácil son las 9 editoriales que se beneficiaron de estas ayudas en la pasada convocatoria.

No hay comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.